Catálogo Artístico y Monumental

LA IGLESIA PARROQUIAL DE LA ASUNCIÓN / LA IGLESIA PARROQUIAL DE SAN JUAN BAUTISTA

CRETAS / QUERETES (Matarraña / Matarranya)

Gótico / Renacimiento. Segunda mitad del siglo XVI (1566, inscripción portada; 1591, inscripción en el remate de la torre)

Xado (¿Sebastián Deixado o de Xado?), principal responsable de la obra

Piedra sillar (primordialmente)

B.I.C. (Resol. 04/12/2001)


Descripción:

Este templo tuvo una doble advocación: Nuestra Señora de la Asunción y San Juan Bautista. Su evidente interés se reconoció al declararse Bien de Interés Cultural (BIC) el 4 de diciembre de 2001.

Se trata de una construcción del siglo XVI. En ella -como es habitual en las iglesias aragonesas de esta centuria- se aúnan elementos góticos y renacentistas. En concreto muestra la característica hibridación entre estructuras góticas y decoración renacentista denominada en la época "al romano". En la construcción de este templo participaron picapedreros vascos, muy valorados en la época por su maestría en el trabajo de la piedra.

Como otras iglesias coetáneas y próximas geográficamente, se construyó de nueva planta -en sustitución de un templo parroquial anterior ubicado en otro solar- en un extremo del conjunto urbano, condicionándole un carácter defensivo: muros macizos semejantes a murallas, en este caso, rematados por almenas. A los pies se disponen la magnífica portada y la torre campanario.

En su fachada puede leerse la inscripción "A COSTA DE CRETAS ME HIZO XADO 1566" que aporta una valiosa información tanto del maestro responsable de la obra como de su cronología. El responsable de su diseño (el todavía enigmático "Xado") incorpora importantes novedades respecto a la arquitectura gótica religiosa tradicional, evidentes en los soportes, en los arcos de medio punto de las capillas, en la complejidad de sus bóvedas estrelladas y en la concepción espacial-lumínica. En cuanto a su decoración, su gran novedad es la utilización del grutesco.

Respecto al todavía hoy desconocido "Xado", Camps, Muñoz y Yeguas (2008) plantean asociarlo a los maestros canteros apellidados Deixado y en concreto a Sebastián Deixado, retomando la hipótesis planteada por Pérez Temprado en 1909 en el Boletín de Historia y Geografía del Bajo Aragón y del que se sabía que el 1 de diciembre de 1549 capituló la fábrica de la capilla de Nuestra Señora de la Fuente -finalmente no realizada- con los jurados de Peñarroya de Tastavins.

En cuanto a su cronología, dos visitas pastorales -fechadas el 21 de noviembre de 1568 y el 29 de abril de 1579 respectivamente- conservadas en el Archivo de la Catedral de Tortosa y publicadas por Camps, Muñoz y Yeguas (2008) nos confirman que en 1568 este templo parroquial ya se estaba edificando (la sglésia se obra), tal como ya planteaba la inscripción de su portada y que en 1579 ya se habían ejecutado las obras básicas del mismo, si bien quedaban altares o capillas por concluir. Con estos documentos y con las dos fechas conservadas en el edificio puede deducirse que el conjunto de este templo se inició en la década de los sesenta (1564 o 1566) y finalizó en 1591, si bien los primeros años de este periodo debieron ser los de mayor ímpetu constructivo.


Esta iglesia responde estructuralmente, en principio, a la tipología gótica tardía: edificio de una sola nave rectangular, ábside poligonal y capillas laterales entre los contrafuertes. Su nave central se cubre con bóveda de crucería estrellada y tiene coro alto a los pies. Tanto el coro como el sotocoro se cubren también con bóveda de crucería estrellada. Las capillas son cuatro por cada lado, de altura notablemente inferior respecto a la nave, lo que permite la apertura de amplias ventanas sobre ellas. Iniciando su descripción por la cabecera, se ve que las dos primeras de ambos lados presentan bóveda de crucería estrellada y las dos siguientes, bóveda de crucería sencilla. La cuarta capilla del lado de la Epístola es de menores dimensiones y se ha utilizado como baptisterio: se cubre también con bóveda de crucería sencilla. Finalmente, la cuarta capilla del lado del Evangelio presenta una interesante bóveda de casetones, en cuya decoración se alternan cabezas de ángeles y elementos pinjantes. Todas estas capillas son poco profundas y se abren a la nave central mediante arco de medio punto. Como elemento unificador del interior de esta construcción, se desarrolla un gran entablamento (con la estructura clásica de arquitrabe, friso y cornisa) que recorre la parte superior de los muros y circunda todo el conjunto. En él sobresalen los capiteles que recogen los nervios de las bóvedas y que rematan los esbeltos soportes de estética clásica. Estos soportes son de una gran belleza. Se basan en la superposición de dos columnas o dos tramos con diferente acanalado, que descansan sobre altos plintos decorados con motivos también clásicos: relieves "a la romana". El interior de esta iglesia se desmanteló en 1936, destruyéndose todos sus retablos e imágenes. El retablo mayor actual es, por tanto, una obra posterior a la guerra civil (se realizó en Barcelona). El antiguo retablo mayor -que podemos conocer gracias al Archivo Camps Juan- se inició el 2 de enero de 1762 por Bernabé Mendoza, escultor, natural de Sos, del que sabemos que en 1748, siendo vecino de Calanda, participó en la visura del retablo de San José del templo parroquial de Belmonte. Este retablo mayor -tal como se especifica en las visitas pastorales- estaba dedicado a San Juan Bautista y Nuestra Señora de la Asunción, patronos de la población.

La construcción de este templo y la ermita de la Virgen de la Misericordia en los inicios de la segunda mitad del siglo XVI denotan un ambiente de fervor religioso en Cretas que sin duda debió verse impulsado o acrecentado por los sucesos extraordinarios (curaciones milagrosas de vecinos de esta villa) atribuidos a Salvador de Horta (1520-1567), relatados por fray Rafael Bosch al publicar su beatificación en 1680, en Zaragoza. A este ambiente religioso propicio se unió una situación económica (con evidente protagonismo de la ganadería) y socio-política expansiva que posibilitó la realización de estas dos obras en un corto periodo de tiempo.

La evidente monumentalidad de esta construcción se enmarca, por tanto, en una época de auge económico y de cambio político, el siglo XVI, que también propició y posibilitó la construcción de magníficas casas consistoriales en un buen número de poblaciones de este territorio. Sería lógico que Cretas, que no contó con un edificio consistorial tan monumental, canalizase estas ansias de "identidad municipal" (y de autonomía respecto al poder señorial) a través de este edificio, de ahí que en la inscripción de su portada se expresase con tanta claridad que se realizó "A costa de Cretas", como símbolo y motivo de orgullo de esta población.

1.- Enlace de interés: fotografía antigua, colección Francisco López Segura, 1956 [IET].
2.- Enlace de interés: Tabla del Nacimiento , catalogada por Juan Cabré a principios del siglo XX. Ver en: CABRÉ AGUILÓ, Juan, Catálogo artístico-monumental de la Provincia de Teruel, inédito [1909-1910], tomo IV, lám. 10 , fig. 424, [pp. 36-38].
3.- Enlace de interés: Relicario de Santa Pelaya, catalogada por Juan Cabré a principios del siglo XX. Ver en: CABRÉ AGUILÓ, Juan, Catálogo artístico-monumental de la Provincia de Teruel, inédito [1909-1910], tomo III, lám. 36 , fig. 370 , [pp. 102-104].


Más información:


Bibliografía y fuentes documentales:

- BENITO MARTÍN, Félix, Inventario arquitectónico: Teruel, Zaragoza, Departamento de Cultura y Educación de la Diputación General de Aragón, 1991.
- CABRÉ AGUILÓ, Juan, Catálogo artístico-monumental de la provincia de Teruel, inédito [1909-1910]. Original conservado en la Biblioteca Tomás Navarro Tomás, CCHS, CSIC.
- CAMPS JUAN, Juan Luis, Cretas. Una villa de la Orden de Calatrava entre el Algars y el Matarraña. Recopilación de noticias para el estudio de la historia de Cretas, Cretas, Ayuntamiento, 2002.
- CAMPS JUAN, Juan Luis, Lledó, Arenys, Calaceit i Queretes. Quatre pobles aragonesos al Bisbat de Tortosa. Cronologia històrica documentada i comentada dels segles XII i XIII, colección Lo Trill núm. 10, Calaceit , Associació Cultural del Matarranya, 2004.
- CAMPS, Juan Luis, MUÑOZ, Joan-Hilari y YEGUAS, Joan, A costa de Cretas... La iglesia parroquial y la ermita. Dos joyas de la Corona de Aragón, Tortosa, Juan Luis Camps Juan (edición de uno de los autores), 2008. Prólogo de Carmen Morte García.
- PÉREZ TEMPRADO, Lorenzo, "Variedades. Datos sueltos", Boletín de Historia y Geografía del Bajo Aragón, 1909, pp. 252-254.
- SEBASTIÁN LÓPEZ, Santiago, Inventario artístico de Teruel y su provincia, Madrid, Ministerio de Educación y Ciencia, 1974.
- THOMSON LLISTERRI, Teresa, Las Artes en el Bajo Aragón en la primera mitad del siglo XVIII. Estudio documental, Alcañiz, Centro de Estudios Bajoaragoneses, 1998.
- THOMSON LLISTERRI, Teresa, “Ruta por el patrimonio”, en Guía de la comarca del Matarraña, Zaragoza, Prames, 2003, pp. 39-137.
- THOMSON LLISTERRI, Teresa, “Patrimonio arquitectónico del Matarraña”, en José Antonio Benavente y Teresa Thomson Llisterri (coords.), Comarca del Matarraña, Colección Territorio, núm. 7, Zaragoza, Gobierno de Aragón, 2003, pp.179-180 Publicación en internet


Autoría:

TEXTO: Teresa Thomson. FOTOGRAFÍAS: Paco Climent.
PLANTA: Santiago Sebastián, Inventario artístico de Teruel y su provincia, Madrid, Ministerio de Educación y Ciencia, 1974, p. 172.
COLABORACIÓN (fuentes): Elisa Pascual (UNIVERSA, 2014), Ana Domenech y Raúl Tabuenca (UNIVERSA, 2019).


Volver al inicio del catálogo

© 2012 Fundación Quílez Llisterri. Fomento de Arte y Cultura en el Bajo Aragón.
© 2012 Textos y fotografías, sus autores.

ACCESIBILIDAD: WAI A | W3C HTML 4.1 | W3C CSS