Catálogo Artístico y Monumental

Las pinturas del atrio del castillo

ALCAÑIZ (Bajo Aragón)

Gótico. Finales del siglo XIII – siglo XIV (todo el conjunto de pintura mural)

Pintura mural al temple.


Descripción:

Muy interesantes son las pinturas de la planta baja de la torre del Homenaje o atrio de la iglesia. En el muro opuesto a la entrada de la capilla (paramento oeste) se distinguen tres registros: en el superior se desarrolla un combate entre musulmanes y cristianos; en el segundo, el Encuentro de los tres vivos y los tres muertos; y en el tercero, el ciclo de la infancia de Jesús: la Visitación y, probablemente, la Natividad. En la pared del fondo (paramento norte) se desarrolla el ciclo de la Pasión y Resurrección de Cristo. Y en la pared de la derecha o de acceso a la capilla (muro este) se desarrolla el ciclo del Juicio Final. Además de los paramentos laterales también conservan pinturas la cubierta y varios elementos arquitectónicos, evidenciando una estrecha relación entre las pinturas y el soporte pétreo sobre las que se aplicaron.

Estas pinturas se realizaron en un espacio muy determinado: el atrio de una iglesia. Por lo que para Francesca Español (1993) responden a un programa iconográfico determinado precisamente por su uso como espacio o lugar de inhumación.

Sí que es evidente que más que una yuxtaposición o sucesión de escenas inconexas debe interpretarse como un conjunto con un programa iconográfico común. Y este responde a la propia ideología de la Orden de Calatrava, en la que fue crucial la influencia de los textos de Bernardo de Claraval, el mayor teórico de las órdenes militares. La escena de batalla recuerda los ideales de la Reconquista (base de las cruzadas y por tanto de las órdenes religioso-militares): la vida al servicio de Dios, como monjes-soldados, que les anima 'a morir en defensa de la fe en Jesucristo’, poniendo a prueba el valor personal y asumiendo el riesgo a morir por una buena causa, la fe cristiana. Y es por ello por lo que esta escena no es simplemente una exaltación de la victoria y del triunfo del ejército cristiano, de ahí que entre las figuras caídas en el suelo, derrotadas, se encuentren también soldados cristianos y escudos con la cruz de Calatrava.

La escena del Encuentro de los tres vivos y los tres muertos insiste precisamente en el tema de la fragilidad de la vida y alerta sobre la vanidad hacia las cosas terrenas. El mensaje está claro: ante la certeza de la muerte, el buen cristiano y con ello el monje-soldado calatravo debe seguir a Cristo hasta el final y con ello conseguirá la Salvación Eterna, la Redención que precisamente propició la Muerte y Resurrección de Cristo (reflejada en el muro norte de este espacio). Con Él y gracias a Él, al final de los tiempos, cuando el hombre sea juzgado (tal como se representa en el muro oriental de la estancia), merecerá la Salvación Eterna frente a los terroríficos castigos infernales.

Las cuatro grandes figuras representadas en su cubierta que integran el tetramorfos (actualmente muy desdibujadas) refuerzan el tema de la Pasión y Resurrección de Cristo, insisten en los cuatro momentos cruciales de la existencia de Cristo: la Encarnación (con la figura de hombre vinculada a San Mateo), la Pasión (con el toro, símbolo de San Lucas), la Resurrección (con el león de San Marcos) y la Ascensión (con el águila de San Juan). Además, esta representación de los símbolos de los cuatro evangelistas, como cuaternidad, trasmite la idea de orden en el espacio, en este caso sugerido por la bóveda celeste cuajada de estrellas que cubre la plementería de la bóveda de crucería de la estancia.


Más información:


Bibliografía y fuentes documentales:

- CARUANA GÓMEZ DE BARREDA, Jaime, “El castillo de Alcañiz”, Teruel, núm. 13 (1955), pp. 5-116.
- CID PRIEGO, Carlos, “Las pinturas murales del castillo de Alcañiz”, Teruel, núm. 20 (1958), pp. 5-103.
- ESPAÑOL BERTRÁN, Francesca, “Las pinturas murales del castillo de Alcañiz”, El Cerro de Pui Pinós y el Castillo de Alcañiz. Una presencia histórica, Al-Qannis, Boletín del Taller de Arqueología de Alcañiz, núm. 1 (monográfico), Alcañiz, Ayuntamiento de Alcañiz / Taller de Arqueología de Alcañiz, 1993, pp. 10-11.
- LACARRA DUCAY, Mª Carmen [estudio histórico artístico], Las pinturas murales góticas del castillo de Alcañiz, Restauración, Madrid / Zaragoza, Ministerio de Cultura / Diputación General de Aragón / Caja Inmaculada, 2004.
- PAGÈS I PARETAS, Montserrat, Pintura mural sagrada i profana, del romànic al primer gòtic, Barcelona, Publicacions Abadia de Montserrat, 2012.
- POST, Ch. R., A History of Spanish Painting, vol. II, Cambridge, Mss., Harvard University Press, 1930, pp. 70-74.
- ROVIRA I PORT, J., CASANOVAS I ROMEU, A., “El complejo pictórico del castillo de Alcañiz”, El castillo de Alcañiz, Al-Qannis, Boletín del Taller de Arqueología de Alcañiz, núm. 3-4 (monográfico), Alcañiz, Taller de Arqueología de Alcañiz, 1995, pp. 369-426.
- THOMSON LLISTERRI, Teresa, Pinturas murales del castillo de Alcañiz, Alcañiz / Teruel, Ayuntamiento de Alcañiz / Diputación Provincial de Teruel, 2003.
- V.V.A.A., El castillo de Alcañiz, Teruel, Instituto de Estudios Turolenses, col. Cartillas turolenses, núm. 19, 1998.


Autoría:

TEXTO: Teresa Thomson. FUENTE PRINCIPAL: Mª Carmen Lacarra (2004). FOTOGRAFÍAS: Paco Climent.


Volver al inicio del catálogo

© 2012 Fundación Quílez Llisterri. Fomento de Arte y Cultura en el Bajo Aragón.
© 2012 Textos y fotografías, sus autores.

ACCESIBILIDAD: WAI A | W3C HTML 4.1 | W3C CSS