Catálogo Artístico y Monumental

LA ERMITA DE SAN PEDRO MÁRTIR

Jaganta (Las Parras de Castellote) (Bajo Aragón)

Barroco. Siglo XVIII (1795)

Mampostería. Enlucido exterior e interior


Descripción:

A esta ermita se accede tras recorrer una escasa distancia de un camino que parte de la carretera que comunica Las Parras de Castellote con Jaganta. Está localizada en el llano, en un amplio paraje. Está rodeada de terreno cultivable, en el que destacan un buen número de olivos, algunos de una extraordinaria longevidad. Junto a la ermita, tanto en su camino de acceso como en la zona próxima a la cabecera del edificio, se elevan varios cipreses.
El exterior está enlucido y pintado en blanco. Color que contrasta con el ocre de la teja árabe que se utiliza como material para sus cubiertas.
El edificio cuenta con un porche en la zona de los pies al que se accede mediante un vano definido por arco rebajado. Sobre él se dispone una sencilla hornacina, hoy vacía, en la que se conserva una inscripción con la fecha de 1795.
Por cronología y por su propia estructura de planta centralizada, esta ermita forma parte del grupo de edificios religiosos (iglesias y ermitas) construidas en fechas avanzadas del siglo XVIII y que muestran un barroco 'atemperado’, dotado ya de la característica simplicidad y claridad que va a caracterizar a la arquitectura neoclásica.
Tras el porche o atrio de planta rectangular, solera de cantos rodados y cubierta plana sustentada por maderos, se accede al interior de la ermita por medio de un sencillo vano adintelado.
El espacio interior está presidido por una gran cúpula de lunetos sobre pechinas. El ábside semicircular y las dos capillas laterales también semicirculares (en hemiciclo) definen una forma en trébol o trifolio que subraya la centralidad de la planta. Una línea de cornisas recorre la parte superior de los muros de todos estos espacios, dotándolos de unidad.
Muestra un sencillo coro a los pies, sobre el porche o atrio. A él se accede por una escalera helicoidal situada en el lado de la Epístola, junto a una sencilla pila de agua bendita.
Exteriormente presenta un primer volumen de planta rectangular que acoge tanto al porche como a su pequeña nave y un gran volumen de planta circular que se corresponde con el espacio centralizado ya mencionado. Sobre este segundo volumen se eleva el gran cuerpo cilíndrico en el que se trasdosa la cúpula interior. En él se abren los vanos de iluminación que interiormente están enmarcados por lunetos.


Más información:


Bibliografía y fuentes documentales:

-MICOLAU ADELL, José Ignacio, THOMSON LLISTERRI, Teresa, “De Aguaviva a Valdealgorfa”, en José Ignacio Micolau Adell y Teresa Thomson Llisterri (coords.), Comarca del Bajo Aragón , Colección Territorio, núm. 18, Zaragoza, Gobierno de Aragón, 2005, pp. 329-346. Publicación en internet
-THOMSON LLISTERRI, Teresa, “El arte barroco en la comarca del Bajo Aragón” en José Ignacio Micolau Adell y Teresa Thomson Llisterri (coords.), Comarca del Bajo Aragón , Colección Territorio núm. 18, Zaragoza, Gobierno de Aragón, 2005, pp. 151-167. Publicación en internet
- VV.AA., De la Tierra Baja al Bajo Aragón, [Alcañiz], Comarca del Bajo Aragón, 2006.


Autoría:

TEXTO de Teresa Thomson. FOTOGRAFÍAS de Francisco J. Climent Soriano
COLABORACIÓN (fuentes): Ana Domenech y Raúl Tabuenca (UNIVERSA, 2019).


Volver al inicio del catálogo

© 2012 Fundación Quílez Llisterri. Fomento de Arte y Cultura en el Bajo Aragón.
© 2012 Textos y fotografías, sus autores.

ACCESIBILIDAD: WAI A | W3C HTML 4.1 | W3C CSS